La última batalla


John Rabe
6 abril 2009, 21:15
Filed under: Personajes | Etiquetas: ,

John Rabe nació el 23 de Noviembre de 1882 en Hamburgo (Alemania). Tras estudiar el bachillerato y con sólo 20 años viajó como hombre de negocios a Mozambique, teniendo que regresar con premura a causa de la malaria.
En 1909 viajó a China, casándose allí con su novia alemana.
En 1911 y ya en Shanghai empezó a trabajar en la compañía Siemens, donde alcanzó en 1931 la jefatura de la multinacional alemana en el país asiático.
En 1934, meses después de la llegada de Hitler al poder, se afilió al partido nazi, ya que tras vivir en China durante 30 años, tenía una imagen inocente del nacionalsocialismo alemán, viéndolo como un movimiento humanista de los trabajadores.

Tras recorrer varias ciudades chinas como Shenyang, Pekín, Tientsin y Shanghai, se encontró con la invasión japonesa de 1937 en Nanjing.

Las tropas chinas pronto se apiñaron en el río Yangtsé intentando montar en un barco e huir de las hordas niponas.
La familia de Rabe también marchó junto al resto de extranjeros a sus países de origen, pero John sin embargo desoyó tanto las órdenes de Siemens como de la Embajada alemana y se quedó en la ciudad sustituyendo en el cargo al antiguo jefe nazi.


John Rabe en la oficina de Siemens en Nanjing

El 13 de Diciembre de ese año, las tropas japonesas tomaron la capital, y se desató el conocido holocausto de Nanjing en la cual decenas de miles de mujeres fueron violadas, multitud de niños fallecieron asesinados a golpe de bayoneta, y donde se sucedieron fusilamentos durante seis semanas.

Rabe filmó y escribió en su diario toda la tragedia vivida por aquellos días, y mandó telegramas a Hitler con la esperanza de que aquella matanza fuera detenida gracias a su intervención.
Aunque esto no fue así, en múltiples ocasiones gracias a las credenciales nazis de Rabe se pudo interceder ante los japoneses retrasando algunas ejecuciones y permitiendo a cientos de ciudadanos chinos escapar de una muerte segura.

En la ciudad apenas quedaron un puñado de extranjeros, la mayoría de ellos hombres de negocios, médicos y pastores protestantes americanos.


John Rabe en 1938

Entre 17 hombres decidieron construir una zona de seguridad de apenas 7Km cuadrados, situada en las embajadas extranjeras y en la Universidad de Nanjing.

Rabe además albergó en sus propiedades a unos 650 refugiados, siendo él por su condición de nazi y por tanto aliado de los japoneses, el representante y portavoz de todos ellos ante las autoridades militares niponas.
Gracias a estos esfuerzos se consiguió albergar y salvar de la muerte a unas 250.000 personas.


Entrada al campo de refugiados

E 28 Febrero de 1938 John Rabe regresó a Alemania, allí mostró las evidencias de la masacre de Nanjing e intentó en vano conseguir audiencia con Hitler, escribiéndole en Junio de ese mismo año una carta certificada que nunca llegaría a su destinatario.
Fue entonces detenido por la Gestapo e interrogado durante tres días.
Gracias a la intervención del dueño de Siemens fue puesto en libertad a condición de abstenerse de hablar en público sobre lo sucedido en Nanjing, se le incautó todo el material filmado y fue acusado de boicotear los intereses alemanes en política exterior.

Siemens le dio trabajo en la oficina central de Berlín hasta el fin de la guerra, siendo denunciado entonces por sus socios del Partido y detenido tanto por los rusos como por los británicos, bajo la acusación de haber sido el jefe nazi durante la masacre de Nanjing. Sin embargo, las investigaciones lo exoneraron de cualquier crimen y en 1946 fue declarado oficialmente “desnazificado”.

Murió en Berlín en 1950 a causa de un ataque cerebral. Sus últimos años de vida les pasó en medio de una absoluta pobreza, subsistiendo gracias a la ayuda alimentaria enviada por el gobierno chino, la cual fue suspendida en 1949, momento de la llegada al poder del régimen comunista de Mao.
En 1997 su lápida fue trasladada desde Berlín a Nanjing donde fue depositada en un lugar de honor situado en el Memorial allí levantado.
En 2005 la antigua residencia de Rabe en Nanjing fue renovada y desde el 2006 alberga el “John Rabe and International Safety Zone Memorial Hall”

Sus diarios de guerra están publicados en inglés bajo los títulos “The Good German of Nanjing” (UK), “The Good Man of Nanking” (USA), o el original alemán “Der gute Deutsche von Nanjing”


”¡Un hombre no puede mantenerse en silencio ante tanta crueldad!”. Diario de John Rabe

En estos días se acaba de estrenar una película titulada “John Rabe” basada en sus diarios, abriendo con el recuerdo la posibilidad de viejas tensiones históricas entre Pekín y Tokio, aunque lo ideal sería que el homenaje sirviera para cerrar el debate y curar antiguas heridas.


1 comentario so far
Deja un comentario

que historia tan heroica y valiente. Inspiradora para muchos es una lástima que todos nuestros héroes tengan que ser reconocidos después de la muerte

Comentario por Luz Estrella Marin Moran




Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s



Sic Semper Tyrannis

Selección de Artículos de la Guerra de Secesión Americana

Al otro lado de ese Derecho

Si todos estamos de acuerdo... algo no funciona. A estas alturas ya debemos saber que, en cuestiones jurídicas, todos llevamos un seleccionador dentro.

La última batalla

Historia, personajes y material de guerra

My Vietnam Experience

The Vietnam War, through my eyes.

A %d blogueros les gusta esto: