La última batalla


Programa de Aldeas Estratégicas

A principios de 1962 el gobierno de Vietnam del Sur junto con la CIA lanzó un controvertido programa diseñado para reducir el apoyo suministrado a las guerrillas del Vietcong dentro de las comunidades rurales, lugar donde su presencia era cada vez más importante. Este programa era una nueva versión de uno llevado a cabo con poco éxito a cabo en 1959 llamado “Agroville” (basado a su vez en un intento similar lanzado por los británicos para frenar el comunismo en Malasia), en el cual los habitantes de las zonas rurales eran erradicados y forzados a vivir nuevas aldeas diseñadas para aislarlos del Vietcong.


Esquema de una aldea estratégica

La iniciativa de 1962 llamada “Programa de Aldeas Estratégicas” era similar a “Agroville” en la mayoría de los aspectos, se desplazaría a las comunidades rurales desde sus tradicionales aldeas a otras de cemento construidas y promovidas por el gobierno, donde serían entrenados y equipados para proporcionarse autodefensa.

En septiembre de 1962 los documentos del Pentágono recogían que ya por entonces 4,3 millones de personas se alojaban en 3.225 aldeas, con más de dos mil todavía en construcción. En julio de 1963, la prensa de Vietnam informaba que más de ocho millones y medio de personas se encontraban en 7.205 aldeas. Por tanto, en menos de un año, tanto el número de aldeas completas como su población se habían duplicado, algo aparentemente exitoso, pero que impedía al gobierno de Vietnam del Sur dar el apoyo y protección adecuado a los enclaves.
Las obras eran ejecutadas bajo la supervisión de Ngo Dinh Nhu, el hermano pequeño y principal asesor político del presidente Ngo Dinh Diem.


Nog Dinh Nhu con el vicepresidente Lyndon B. Jonhson.

Los asesores favorables al “Programa de Aldeas Estratégicas” argumentaban que esas aldeas fortificadas, algunas de las cuales incluían una guarnición del ARVN, constituirían una red de fortalezas contra las fuerzas del Vietcong que operaban en el país.

Sin embargo, al igual que durante “Agroville”, los campesinos se oponían a ir forzados a esas nuevos lugares. Muchos de ellos trabajaban la tierra que había pertenecido a sus familias durante generaciones y no querían abandonar sus hogares tradicionales para irse a vivir a unas casas de cemento y hormigón rodeadas de alambre de espino. Además, por motivos religiosos pensaban que era de vital importancia vivir en el lugar donde sus ancestros se encontraban enterrados.

Los críticos insistían en que todo el esquema era un desastre. Reivindicaban que las nuevas aldeas parecían campos de concentración y que los campesinos forzados a desplazarse eran muy infelices. Además afirmaban que su hostilidad hacía el gobierno de Vietnam del Sur se incrementaba cada vez más, situación que facilitaba su alineación al lado comunista. Además, las aldeas ni siquiera tenían éxito en su objetivo básico, separar al los campesinos del Vietcong, ya que se citaban numerosos casos en los que el enemigo entraba en ellas, bien para aterrorizar a sus ocupantes, bien para reclutar nuevos miembros. “El Vietcong dice que usamos las alambradas americanas para confinar a la gente” escribió el General Survietnamita Nguyen Huu Coo. “Con el desprecio y el odio que ya tienen, cuando escuchan la aparentemente razonable propaganda del Vietcong, se pasan a su lado y les dan información”.


También había propaganda gubernamental

Al principio, altos representantes del los EE.UU y Vietnam del Sur alabaron el “Programa de Aldeas Estratégicas”, pero gradualmente se vieron obligados a admitir que era un fracaso. Kennedy fue informado que a pesar de esta intentona por frenar la expansión del NFL, sus miembros habían crecido hasta alcanzar los 17.000, lo que suponía un incremento del 300% en dos dos años, y que controlaban más una quinta parte de las aldeas de Vietnam del Sur…
Los esfuerzos por mantener operativo el programa se mantuvieron hasta finales de 1963, y las intentonas por restaurarlo más adelante nunca tuvieron éxito.

El relato de la extracción forzosa de los campesinos de la aldea de Ben Suc y su reubicación en una de estas aldeas estratégicas es recogida de forma magistral por Jonatha Schell en su libro “En primera línea”.

Fuentes:

“Vietnam War Almanac” de Kevin Hillstrom
http://www.spartacus.schoolnet.co.uk/VNstrategic.htm
http://en.wikipedia.org/wiki/Strategic_Hamlet_Program


Dejar un comentario so far
Deja un comentario



Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s



Sic Semper Tyrannis

Selección de Artículos de la Guerra de Secesión Americana

Al otro lado de ese Derecho

Si todos estamos de acuerdo... algo no funciona. A estas alturas ya debemos saber que, en cuestiones jurídicas, todos llevamos un seleccionador dentro.

La última batalla

Historia, personajes y material de guerra

My Vietnam Experience

The Vietnam War, through my eyes.

A %d blogueros les gusta esto: